domingo, 29 de septiembre de 2013

Una Nancy entre chatarra

Alguna vez habéis soñado que os encontrábais con la muñeca de vuestros sueños en la basura? Supongo que todos los que coleccionamos muñecas antiguas hemos fantaseado con la idea de un hallazgo milagroso, pues eso más o menos me pasó a mi este verano! 

Desde que redescubrí a la muñeca Nancy, he estado buscando a mi rubita de ojos azules, nada especial, sólo quería que tuviera esa mirada tan dulce de las Nancys antiguas, si ya le tenía pensado hasta el nombre, Matilda se iba a llamar, y por más que la buscaba, no encontraba ninguna que me acabase de enamorar, ya sabeis, esa que al mirarla sabes que es la tuya. 

Hasta había empezado a ahorrar un poquito cada mes para cuando llegase el momento, y mientras los demás se zampaban una gran trozo de tarta yo pensaba, Matilda, nosotras ya merendaremos juntas en casa algún día... No tenía ninguna prisa, e incluso muchas veces, me ponía a imaginar que mi pequeña muñeca estaría esperándome en algún sitio, sólo tenía que tener paciencia. Una noche en concreto, recuerdo que hacía calor y me costaba dormir, me puse a soñar despierta con que me la iba a encontrar, inventándome situaciones de como podría pasar, y como dice mi madre, a veces creer es crear.

Y así fue, tal cual:  al día siguiente, dando un paseo al atardecer junto a mi hermana, me pareció ver una manita de Nancy entre un montón de chatarra y otros juguetes rotos, una pareja de chatarreros los habían ido recogiendo de la basura. Yo no podía dejar de mirar aquel carrito, estaba como hipnotizada, pero mi hermana no quería que me acercase a mirar, venga a reírse de mi trastomanía. Ya lo estábamos perdiendo de vista cuando algo dentro de mí me hizo desandar el camino y ponerme a rebuscar con los ojos que me hacían chiribitas...entonces vi su manita y el corazón empezó a latirme muy muy rápido, podía ser verdad? pues si, y así fue como encontré a mi Matilda, tan preciosa y tan sucia, la gitana dijo que valía 5 euros y yo un poco más y me la como a besos! Si me hubiera dicho 10 euros, ya no me la hubiese podido comprar.

Mirar esta es la Nancy de la que os hablo, con la ropita que traía, bien limpia toda ella:




Al cabo de unos días, pensé que mi muñeca debía tener otra historia, alguna personita la quiso alguna vez, y le puso un nombre y jugaron juntas, no siempre vivió en la basura, esta es la historia que probablemente me contó ella, otra noche mientras me iba quedando dormida, la historia de Matilda, tachan!:

"Recuerdo la primera vez que me regalaron. Yo había estado toda la noche esperando, emocionada y envuelta en un precioso papel dorado que no me dejaba ver nada. Eran esas horas tan lentas de un regalo sin abrir, para nosotros los juguetes, es un momento tan especial... 

Algunos humanos lo saben, sean pequeños o grandes, porque ellos también nos esperan con mucha ilusión, jugar es algo que jamás se debería olvidar, es una manera de crear momentos hermosos, de los que te dan fuerzas para cuando las cosas se ponen serias.

Así que allí estaba yo, esperando, esperando y esperando y en mi cabecita ya comenzaba a jugar. No me cabía la dicha en el cuerpo, las cuerdas que me sujetaban se me clavaban en las ganas y casi me dejan marca. Estaba tan agradecida por haber sido escogida entre tantas, de poder cumplir mi misión y salir por fin de mi caja! Me preguntaba como sería el mundo, y como sería mi humano, si seríamos felices jugando, si me devolverían a la tienda o si me romperían demasiado pronto. En la fábrica escuchábamos muchas historias, terribles y amables leyendas sobre las niñas de las tijeras y los rotuladores, los plásticos defectuosos y los ojos rotos con la punta de un compás, pero también sobre personas que aun ancianas seguían rescatando y cuidando de las muñecas con todo el cariño del mundo, para disfrutar con ellas o dárselas a otros niños. Aunque todos los juguetes tenemos un poco de miedo, es mucho mayor la alegría, porqué es a esto a lo que estamos destinados, crear un tiempo de felicidad.

Y entonces llegó el momento. 
La risa de los niños, alimento de las hadas y de las muñecas, inundó de cascabeles la habitación, y pronto noté como una luz entraba en mi caja. Era el sol tibio en una mañana de navidad, junto con el brillo en los ojos de una pequeña castaña, la más bonita del mundo, mi primera mamá, mi niña del alma.

Cuando me tuvo en sus brazos y me abrazó por primera vez, entendí todo lo que tiene que saber una muñeca en su vida. Porque todo lo que venga después, habrá merecido la pena. Me miró fijamente, me acarició el pelo y me dijo con voz de contar secretos: "te voy a llamar Matilda, te gusta verdad? a mi también! Que preciosa eres Matilda!-Y luego se fue corriendo a contarle a sus papás, " ¡¡¡Mirar mirar que buena he sido este año que los Reyes Magos me han traído la Nancy que yo quería, y vosotros sois los mejores pajes del mundo, ¿habéis visto que preciosa es !? Tengo que hacerle una cama con su cajita, y una mesa para comer, haremos los deberes del cole juntas, 
¿ A que si Matilda? donde están mis lazos que tengo que peinarla bien...Anda si hay más paquetes! Oh tú también has sido muy buena, te han traído un vestidito, pero que bonita que te voy a poner!..."


Mi niña estaba tan emocionada como yo, me llevó a su habitación y me presentó a sus peluches y muñecas, creo que se sentía algo culpable por estar tan feliz con su muñeca nueva, y no quería dejarlos de lado, así que  nos reunió a varios y se puso a leernos un cuento. Mediante este ritual quedó liberada, pues a pesar de su euforia, había hecho caso al resto de sus muñecos. Luego al oído me contó "Pero Matilda, tu eres mi preferida".

 Después me peinó el pelo y lo adornó con una cinta, dijo que con mi vestido de lunares parecía una princesa, y supe que ya no se separaría de mí en mucho tiempo. Al caer la noche, me puso dentro de su cama, me abrazó y se quedó dormida, mientras yo lloraba muy quieta, como lloran las muñecas, lágrimas invisibles de pura felicidad."


Pero lo mejor que llegó con Matilda fué la oportunidad de conocer a Puri, una mujer tan maravillosa como sus historias de muñecas, ella también estubo buscando a la suya y también la encontró, la llamó Ana, y cuando la llevó a casa y le pusó su vestidito de lunares, un montón de recuerdos hermosos le hicieron entender porqué la buscaba. Yo no tengo ese vestido, el de pastora se llama, quería comprárselo pero caray que caros son!  así que le he hecho uno parecido, mi versión, para que Matilda y Ana se diviertan jugando juntas en su mundo de las muñecas.


Matilda y yo le dedicamos su pequeña historia a todos los que han crecido sin olvidar el niño que llevamos dentro, ese que nos da fuerzas e ilusión para salir de lo peor, aun cuando hemos vivido momentos muy malos, como entre basura, dedicado a los que me recuerdan las cosas bonitas, como Purichi y su muñeca Ana. Un beso muy gordo a esas dos bellezas!! 


Ana y Matilda, dos primas hermanas mu bonitas!

Y a quién halla tenido la santa paciencia de leer hasta aquí, muchas gracias! procuraré no volver a escribir tanto rato...perdón

38 comentarios:

  1. Es muy tierna la historia. A mí me pasaba un poco igual, dejaba de lado mis otros muñecos durante un rato pero después jugaba con ellos también. Y no te creas que eres la única que se va fijando en los carros de los que van recogiendo cosas de la basura ja ja ja, yo siempre me fijo por si acaso...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si a mi también me pasaba! Bueno y lo que dices de los carritos se lo voy a enseñar ahora mismo a mi hermana, para que vea jajajaja un beso y gracias por pasarte por aquí, yo voy ahora mismito a mirar tu blog, estoy descubriendo un montón de blogs nuevos gracias a Maria!

      Eliminar
  2. ay nena, es increible, yo también he soñado con vivir eso, bueno, yo acostumbrado al rastro es la historia que tengo con casi todas mis muñecas, aunque cuando encontré a mi nancy fue la mejor, te dejo el link, para que veas
    http://lacaja2elregreso.blogspot.com.es/2012/10/por-fin-encontre-una-nancy.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Facu! Acabo de leer tu historia, que bonito por favor nos ha pasado lo mismo!!! una vez leí en el face de Nancy que a otra chica también, asi que si alguien lee esto que sepa que le puede pasar! Espero que se solucione lo de tu mercadillo por cierto, un beso muy grande para tí y para tu preciosa Nancy :*

      Eliminar
  3. Hola Mirinda,qué suerte que hayas encontrado a esta preciosa nancy en la basura!Yo también sueño con ello,jeje.La nancy es una hermosura,menos mal que no la dejaste escapar!Es una pura belleza.La historia me ha parecido preciosa,muy emotiva,¿qué niña no ha sentido lo mismo por alguna de sus muñecas?

    Me encanta tu blog,aquí te dejo el mío:

    elbaulddelosrecuerdos.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, me alegro de que os haya gustado la historia, pensaba que no se la iba a leer nadie jajaja Oye tenéis unos blogs chulísimos, os sigo vale? Mañana me pondré a mirarlos con más tiempo, muchas fotos bonitas de golpe para mí! Un beso y gracias por la visita!!

      Eliminar
  4. Hola: me gustaron mucho las dos historias. La de encontrar a Nancy entre la chatarra y el papel de la muñeca en brazos de una niña... Unas historias preciosas y llenas de cariño. Tu Nancy es guapísima, como tu la habías soñado. Me encanta que Ana y Matilda sean amigas... son las dos preciosas. Seguimos en contacto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Marta!! Gracias!!! Si, la verdad, estoy tan feliz con ella, algún día se juntará con Ana y les haremos muchas fotos, Purichi tiene una galería con fotos preciosas de sus Nancys por cierto, es Purichi67 en flickr, sale Ana y sus hermanas en todo su esplendor! Un besote

      Eliminar
  5. ¡Qué historia más bonita y tierna! Habéis tenido suerte las dos de encontraros. Sin duda, Matilda también te estaba esperando a ti. Hiciste muy bien el volver a por ella. No podría estar en mejores manos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay no sé que le pasa hoy a mi blog que publica mal los comentarios, lo siento! os he respondido a la vez a tí y a mgf jeje bueno a lo que iba, muchas gracias, eso que has dicho es precioso!!! te digo lo mismo, si yo fuera un Click soñaría con vivir en tu cuarto!

      Eliminar
  6. Hola Mirinda, a mi me ha pasado igual, me encanta la historia imaginada, es muy linda la que has recien adquirido y a tan buen precio, seguro la gitana quedo contenta al verte tan feliz.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ella se puso muy contenta la verdad, si yo tuviera dinero le hubiera dado más, espero que hayan podido vender todos los juguetes que rescataron, debería dignificarse el oficio de chatarrero, los legales que no roban cobre ni cosas de esas, con lo bueno que es reciclar.


      Gracias por leer la historia, un beso linda!

      Eliminar
  7. Muy bonita historia,gracias por compartirla,bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti Galera por leerla, y mira que me enrollo ay, un beso!

      Eliminar
  8. Qué bonita historia tiene Matilda, y qué suerte ha tenido de encontrarse contigo y que la rescataras de un futuro poco prometedor. Es una Nancy maravillosa, me encanta. Yo no me he encontrado nunca con una muñeca que necesitara ser rescatada pero no desespero, por supuesto si voy a mercadillos (suelo ir a menudo a comprar libros de segunda mano) busco en los puestos por si hay suerte.

    Felicidades Mirinda y Matilda por el feliz encuentro.

    ResponderEliminar
  9. Jolín, cuanto más la miro, más me gusta... El traje Calé me gusta mucho, y el que tú le has hecho no desmerece para nada al original de Pastora, me encantan los cuellitos que les pones a los vestiditos. He ido a visitar la galería de fotos de Puri, y su Ana y demás muñecas me han dejado sin aliento, sobre todo porque esa que tanto esperó y su pelirroja Eva son idénticas a las dos que tuve de niña.

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ilona guapa! Me alegro mucho de que te haya gustado, y el vestidito, traté de hacer algo más años 40 pero creo que eso ya es mucha complicación para mí. Siii Puri hace unas fotos tan preciosas como sus Nancy, le voy a contar lo que has dicho, seguro que le hace ilusión!

      Tranquila que tu Nancy antigua te está esperando, tarde o temprano la encontrarás, al final siempre aparecen, será una suerte de destino muñequil?

      Bueno un besito y espero que disfrutes mucho de tu Mariloli!!!

      Eliminar
    2. Que sí!! Me hace mucha ilusión!!! Gracias Ilona por ver mis fotos y a Mirinda por la publicidad, Ja ja!!
      Yo no encontré una "idéntica", creo que es muy difícil, pero si una que me la devolvió, y como conté en un relato, que completó algo para mi. Espero que tu en encuentres la que complete lo que necesitas. Un beso
      ¡Nos vemos en Flickr!

      Eliminar
  10. Me descubro ante ti.
    Si tus fotos son deliciosas, tus escritos no les van a la zaga. Sepas que es un verdadero placer leerte; y sepas también, que me has dejado con ganas de más.
    Se nota el cariño que pones en tus muñequitas y lo mucho que significan para ti. Soñar con una muñeca y pensar en su nombre antes de tenerla habla mucho de tu gran sensibilidad. Seguro que estabais predestinadas.
    Me alegro mucho por las dos; os mereceis la una a la otra.
    Yo no he tenido jamás la suerte de rescatar una muñeca en esas condiciones, y me gustaría, no creas; más que nada, porque me parece que les pasa cómo a los animalitos, que sufren cuando están sucios y abandonados. Darles un refugio tiene que ser algo maravilloso.
    Y es verdad que estas niñas tienen su historia. Si pudieran hablar seguro que nos sorprenderiamos de las cosas que nos contaran.
    Y bueno, que la niña es una preciosidad, y está muy guapa tanto con su conjunto Calé, cómo con el que le has hecho tú. Por cierto, yo tengo el conjunto Pastora y si te apetece copiarlo te saco los patrones.
    Mil gracias por esta preciosa entrada. Has conseguido que mi lunes sea un poco más amable.
    Un abrazo, hermosa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Tabhita! Ay que maja eres de verdad, pues ahora que dices lo que escribir, a mi me encanta como escribes tú por cierto, no se si te lo había dicho ya, creo que Ilona y tú os mereceis una Nancy antigua preciosa, que aparezca es sólo cuestión de tiempo, y eso que dices sobre los patrones, me encantaría, un día si te ves con tiempo...así como regalo de compi blogera por navidad jajaja y yo te explico si quieres como comprar por internete vale?

      Un beso muy grande hermosa!

      Eliminar
    2. No vas a tener que esperar a Navidad, Mirinda. Este fin de semana te los preparo, y el lunes ó el martes los pongo en una entrada en mi blog ;-)
      Agradezco infinito tu oferta de consejos para comprar por Internet; soy nueva en esto y no sé por dónde voy, así que me vienen muy bien.
      Y mil gracias por el inmerecido aprecio que haces de mis espesas parrafadas, hermosa! :-*

      Eliminar
  11. ¡Qué historia más bonita! Mi muñeco preferido es Bibo de Berjusa. Jugué con él hasta bien mayorcita, los 16 o así, le adoraba aunque estaba destrozado. Tras un mes fuera para perfeccionar mi francés, cuando vuelvo mi madre había dado mis muñecos y cunitas a unas vecinitas que estoy segura que no le harían ni caso, estaba muy viejito. Bibo no es un muñeco muy fácil de encontrar, y ahora existe internet que facilita mucho las cosas, pero cuando un día por casualidad entre en una tienda que tenía algún muñeco de segunda mano, se me iluminó la mirada, había encontrado por fin a mi niño. Siempre pienso que cuando haces una acción buena, Dios te la recompensa, y a mí, buscando algo muy importante para mi madre, encontré al muñeco que quería recuperar hacía años y al que quiero por encima de toda mi colección. De vieja, me iré a la residencia con él. Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Salyperla, mil gracias por la visita y por compartir tus recuerdos, esa son la clase de hallazgos que nos hacen disfrutar tanto con nuestros juguetes, hay gente que igual no lo entiende pero yo pienso que si supieran lo que se siente entenderían esta afición nuestra como cualquier otra. Yo de viejita quiero llevarme a Mirinda!

      Eliminar
  12. Aihhh, he entrado a tu blog y he vuelto a mi infancia. Tienes un blog precioso y me ha encantado, si lo deseas puedes participar en mi linky party y así compartir tu blog con todas nosotras. Besitos guapa. http://redecoratelg.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Maria Dolores, ahora mismo me paso a tu blog a mirar!

      Eliminar
  13. sí, todos hemos fantaseado alguna vez con encontrarnos una nancy espléndida en la chatarra, pero no teodos hemos tenido tanta suerte como tu! acabo de conocer tu blog por chabel de feber y me quedaré para ver que tesoros mas encuentras. Saludos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola ciborgdoll! ajajaja si me encuentro algo más creo que se lo regalaré a alguien no sería justo tanta potra! yo me voy ahora a tu blog a mirar, la de sitios nuevos que estoy conociendo gracias a María!

      Eliminar
  14. Hola Mirinda, vengo del blog de "chabel de Feber " y me ha encantado el tuyo, desprende tanta dulzura.... y las fotos preciosas !!!
    Ya te sigo, soy la nº 43, he visto muchas conocidas, :)
    Besos
    Esperanza

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Esperanza, muchas gracias por tus palabras, eres muy amable, un besote!!!

      Eliminar
  15. hola mirinda, he descubierto tu blog a través de la entrada que te dedicó maría de 'chabel de feber'. qué bonita historia. a mí las muñecas me gustan para verlas, aunque tengo una que saqué del trastero de casa de mi abuela, que si no se la regalo a nadie, a lo mejor un día me animo a restaurarla un poco. a esa muñeca la has dejado preciosa, nadie diría dónde la encontraste.
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Chema, si te gusta ver fotos de muñecas, seguro que algún día te animas a restaurarla, en la red hay muchos tutoriales, sólo hay que tener ganas y un poco de paciencia, y una vez que la tengas bonita te va a encantar hacerle fotos y todas esas cosas, es muy divertido y relajante!

      Un abrazo y gracias por la visita :)

      Eliminar
  16. Hola Mirinda
    Como muchos yo también te he conocido por María y me alegro porque tiene toda la razón es un blog precioso.
    Qué suerte has tenido tú y esa niña por encontrarte, creo que es el sueño de muchas que adoramos a las muñecas.
    La historia me ha parecido realmente muy entrañable.
    Bueno ya tienes otra seguidora, si quieres pasarte por mi blog estaré encantada :http://maripi70.blogspot.com.es/
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Maripi, muchísimas gracias!
      Ahora mismo me paso a tu blog, un besito!

      Eliminar
  17. Hola!! Acabo de conocerte gracias a María de chabel, que te ha dedicado un post y me he quedado prendada de tus muñecas. Me encanta los bonitas que las dejas, me quedo aquí a seguir viendo el resto!! Besos!! ahh y pasate por mi blog cuando quieras!!
    http://lasminiaturasdemarta.blogspot.com.es/
    www.cocinaconmarta.com

    ResponderEliminar
  18. Hola Marta, muchas gracias, acabo de visitar tu blog y es una chulada, que elegantes van tus Barbies por favor, hasta los zapatitos son perfectos, que pasada! un beso y gracias por la visita :)

    ResponderEliminar
  19. Que ilusiooooooooon!!!!!
    Por fin la historia de Matilda, rescatada de la chatarra, para regresar a su hogar, al tuyo; aquel que le deparó su destino de muñeca en la noche de ilusión, hace años, relatado por ella tan deliciosamente. GRACIAS por emocionarme y hacerme revivir tantas cosas bonitas y escondidas, pero aún presentes, de la niña que fui en la mujer que hoy soy, y que soñé ser cuando jugaba con mi Nancy. GRACIAS por compartirlo conmigo, y con todos los que te leen. Ana está deseando jugar con Matilda y yo darte un abrazo inmenso... cuanto te pille.

    ResponderEliminar
  20. Ay Puri! Que no me había dado cuenta de esto, mira que eres maja, gracias a tí por existir! Yo creo que Matilda fue un regalo del destino, bueno la gran mayoria de mis muñecas son regalos porque yo casi ni llego a fin de mes jeje pero este fue muy especial, gracias a esta muñeca y su historia pude conocerte, que más se puede pedir!? otro abrazo inmenso para tí, que dentro de nada nos vemos!!!!

    ResponderEliminar
  21. Que paciencia ni qué paciencia!, tan bella historia lo vale. Aunque muchos digan que ya estamos algo viejas para jugar con muñecas, no importa porque son tantos los recuerdos que guardamos y que querremos volver a vivir. Haz hecho una entrada realmente bonita y unas fotos maravillosas.

    Saludos para ti y para Mati ;)

    ResponderEliminar